Declaración unilateral de independencia de Cataluña

declaracion independencia cataluña

revistadigital.net

DECLARACIÓN UNILATERAL DE INDEPENDENCIA DE CATALUÑA

El tema de la independencia de Cataluña es un tema de suma importancia, en especial para el pueblo catalán. Y en su análisis hay numerosos aspectos a considerar. 
En este post plantearé mi opinión respecto a una hipotética declaración unilateral de independencia. Es mi forma de ver esta situación, dejando en claro que las variables que están en juego son muchas más que las que aquí se consideran (por ejemplo, las versiones de la historia de Catalunya, el sentir de los pueblos catalán y español, la manipulación de los hechos, etc).

En el desarrollo de este tema he considerado lo siguiente;

1.- Posición general ante este tema

Considero que el derecho a decidir es un derecho inalienable y amparado por la Carta de las Naciones Unidas. Es por lo tanto un acto democrático. Por eso, en cualquier constitución debería estar contemplada la posibilidad de efectuar referéndum. Y es verdad que en muchos países, sus constituciones no lo permiten . (Por ejemplo la constitución italiana tampoco lo contempla). Por lo tanto, la consulta en Catalunya puede chocar con la legalidad de otros países dentro de la UE.

En todo caso, en mi opinión, si una constitución lo impide, es que en esa constitución hay un fallo de falta de democracia. Por otro lado, los partidos que defienden a toda costa la democracia representativa (sólo los parlamentarios pueden decidir), lo que están haciendo no es defender la democracia, sino defender sus intereses. Por eso, mi posición es que no se puede impedir a un pueblo realizar una consulta a través de un referéndum, alegando que es contrario a la legislación. En derecho existe una jerarquía de normas. Y las normas que defienden los principios universales, están por encima de todas, incluso de la Constitución.

Una época de retroceso de los derechos de los trabajadores

Es cierto que mayoritariamente en España esa jerarquía de normas tiene en su vértice a la Constitución. Sin embargo, si nos remontamos unos siglos atrás, grandes pensadores, como John Locke ya planteaban unos derechos universales e inalienables del ser humano. Lo que pasa es que estamos en una época de retroceso de derechos de los trabajadores y de las personas en general y también de retroceso de los principios universales por los cuales muchas personas han luchado durante siglos.
Dicho esto, otra cosa es que el referéndum esté siendo manipulado por intereses partidistas y de obtención de poder, en algunos casos, por encima del legítimo derecho de un pueblo de querer pertenecer a un país distinto a España

2.- Riesgos

Ahora bien, una declaración unilateral de independencia conlleva muchos riesgos. En primer lugar, debemos tener en cuenta que quedaremos fuera de la UE, y que el primer paso para entrar es presentar una solicitud de admisión. Esta solicitud de admisión debe cumplir una serie de requisitos (por parte del país solicitante) y debe ser aprobada por la TOTALIDAD de los miembros. Los requisitos los cumplimos todos, pero la aprobación por parte de la totalidad de los miembros es muy difícil de conseguir. Si se hace en contra de la voluntad de España, este país no la aprobará. Y tampoco otros, como Francia e Italia, que tienen sectores de su población que podrían seguir el ejemplo de Cataluña. Tengamos en cuenta que las fronteras en Europa son, en su mayoría, producto de guerras en los siglos XIX y XX.
Y por otro lado, esto podría llevar a una guerra comercial, y no podemos olvidar que la mayoría del comercio de Cataluña es con España. Y para las empresas esta situación podría hacerles cambiar su sede a Madrid, con lo que tributarían por la totalidad de sus ingresos en Madrid, y sólo revertirían a Cataluña los ingresos generados aquí. O sea, que podríamos quedar mucho peor que lo que estamos ahora. Por lo que. creo,  son muy irresponsables algunas afirmaciones de ciertos líderes políticos y considero que se debería contar a los catalanes los riesgos existentes. Así, si se consigue la independencia nadie podrá sentirse engañado si se pasa un período duro.

3.- Soluciones posibles

La situación es muy diferente si se hace como en Escocia, es decir, si se tiene el consentimiento de España, es decir, si se reforma la constitución dando cabida a la realización de referéndum o consultas vinculantes. Por lo tanto, en mi opinión, lo primero que se debe hacer es trabajar para que en España haya un gobierno que actúe como Inglaterra y que permita un referéndum . A quien diga que eso es imposible le respondería que no hay nada imposible (y que en el camino de la decisión unilateral de independencia hay una prueba de ello).

Es muy difícil, pero no imposible, si no se recupera el seny catalán y se convence a España que no estamos contra ellos y que podemos mantener unos lazos muy fuertes. Se debe recordar que Catalunya ha intentado su independencia varias veces, y el resultado no ha sido la quimera que ciertos políticos quieren hacer creer : los intentos fallidos de 1.641, 1.873, 1.931 y 1.934. Y se debe explicar porqué ahora sí se puede llegar a la independencia ( o no, y sería otro intento fallido, en que es el pueblo el que saldría perdiendo).

La necesidad de un proceso de regeneración de la política

Otro punto importante a resolver: la regeneración de nuestros políticos. Criticamos la corrupción política en España, y llegamos a decir que lo que se dice de los políticos catalanes es una campaña de desprestigio. Pero todo eso es una manipulación: nuestros políticos son tan corruptos como los españoles ( lo que no quita que el gobierno central manipule esta realidad). La manipulación en Cataluña es como en toda España. Mientras no nos quitemos a los políticos corruptos nada podremos hacer. Y una última cosa: mejorar la eficiencia de nuestros gobernantes.

La idea de la independencia, que genera en el pueblo la esperanza de un sueño que ya lleva siglos esperando, es para algunos políticos una manta que les permite ocultar sus ineficiencias. Catalunya es un país próspero no gracias a sus políticos sino a pesar de ellos. En los últimos años, esta manta ha permitido tapar la pérdida de derechos de los trabajadores en Catalunya, con el apoyo de algún partido que dice defender los intereses de los trabajadores. Otra cosa es que a nivel global los políticos catalanes puedan tener una mejor capacidad de gestión y que el porcentaje de corrupción pueda ser menor. Pero eso no quita lo importante: hay corrupción y hay que hacer un profundo esfuerzo de regeneración.

4.- La actitud del pueblo catalán.

La lucha por la independencia es una lucha del pueblo, no de los políticos (ellos sólo tienen la obligación de guiar con honestidad a ese pueblo en la búsqueda de esa independencia). Y el pueblo tiene que prepararse, y regenerarse a sí mismo. No sólo hay que buscar la regeneración de los políticos, sino también de nosotros mismos. Esto implica trabajar más y mejor, ser más honestos en todos los ámbitos de nuestra vida. Es cierto que dadas las actitudes de nuestros gobernantes esto puede parecer una estupidez.

Pero, no olvidemos que los políticos los elegimos nosotros. Lo que quiere decir que si tenemos malos gobernantes es nuestra culpa.  Porque nosotros los hemos elegido. Y si no hay ninguno al cual darle nuestra confianza, debemos participar más activamente.  En los partidos tradicionales o en organizaciones nuevas. No se debe escatimar el bulto y pedir peras  al olmo.  No  podemos quedarnos sentados esperando que sean otros los que solucionen  los problemas.

 

(Visited 20 times, 2 visits today)
 

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *